Este sábado la Alcaldía de Barranquilla selló una funeraria por la mala disposición de los restos de personas fallecidas por COVID-19.

Esto presentó la problemática del aumento en la demanda de cremaciones a la que Barranquilla está propensa con el incremento de muertes por coronavirus.

El secretario de salud, Humberto Mendoza señaló que el Distrito está garantizando los lineamientos para la disposición final de los pacientes fallecidos que hayan sido confirmados o sospechosos por la enfermedad.

El funcionario precisó que “hemos iniciado esta semana la entrega de instrucciones para que los servicios funerarios, cementerios, empresas que tienen hornos crematorios, en caso tal se supere la capacidad de respuesta de 32 (cremaciones) por día, que hoy en promedio están en 25 por día, empecemos a utilizar cuando sea superada la capacidad, el mecanismo de inhumación para la disposición final de cuerpos”.

La medida se toma teniendo en cuenta que se estima que junio y julio sean meses donde exista el mayor incremento de casos y como consecuente mayor incremento de la letalidad, por lo que ven posible una falta en la respuesta de atención en cremaciones como medida sanitaria principal.

“Es lo que ha hecho el mundo, es lo que está sugiriendo Colombia y es lo que está cumpliendo Barranquilla”, declaró Mendoza.

Categories:

Tags:

Comments are closed