“De manera gradual y responsable” se volverán a prestar servicios que permitirán recuperación y generación de ingresos.

De manera gradual y responsable. Esa es la forma como, según la Alcaldía, ocho actividades y servicios de comercio volverán a abrir sus puertas desde hoy en Barranquilla.

Desde el pasado mes de marzo, cuando el Ministerio de Salud declaró la emergencia sanitaria, las peluquerías, los museos, bibliotecas, centros comerciales y lavanderías, entre otros, cerraron sus puertas para atender al público como parte de las medidas preventivas para enfrentar la pandemia por el coronavirus.

La llamada “nueva etapa de reactivación económica”, que empieza este 7 de junio, permitirá la recuperación y generación de ingresos para varios sectores.

Enumerados del 1 al 8, la Alcaldía detalló, a través del Decreto 0471, qué y quienes podrán prestar sus servicios al público.

En primer lugar menciona la remodelación en inmuebles. Esta actividad se permitirá solo si es esencial y si no representa algún riesgo para las personas que ocupan la edificación.

En un segundo punto indica que se permitirá el servicio de limpieza y aseo doméstico.

El servicio de lavandería podrá prestarse al público de forma presencial, a la fecha se prestaba solo a domicilio.

En un cuarto punto aparece que se permite el comercio al por mayor y al por menor, incluido el funcionamiento de centros comerciales y actividades inmobiliarias.

Los museos y bibliotecas están en el punto cinco.

Renglón seguido señala a los laboratorios prácticos y de investigación de las instituciones de educación superior y educación para el trabajo y el desarrollo humano.

Como penúltima actividad están las profesionales, técnicas y de servicios en general. Según el Dane estas actividades están relacionadas con publicidad, contabilidad, arquitectura, ingeniería, entre otras.

Por último determina que se podrán prestar servicios en las peluquerías, incluyendo a las peluquerías en las veterinarias.

Las actividades mencionadas en los puntos 3, 4, 5 y 8 operarán con un aforo máximo del 30% y atenderán a clientes y visitantes según el pico y cédula, que está establecido hasta el 15 de junio en Barranquilla.

Modelo de bioseguridad

Para su regreso cada persona responsable de las labores que hacen parte de  esas actividades ha tenido que registrar su protocolo de bioseguridad, el cual deberá garantizar las medidas sanitarias para los clientes y usuarios que utilicen los servicios, según corresponda. Posteriormente se certificará a los establecimientos que cumplan con lo requerido.

La vigilancia de los protocolos se desarrollará a través de rutas de control encabezadas por las secretarías de Desarrollo Económico y de Gobierno.

“Estos nuevos sectores evidentemente tienen unos niveles de riesgo diferentes a los sectores que ya han venido abriendo y que tenemos que hacer un prechequeo que garantice que estén cumpliendo las reglamentaciones”, explicó el secretario de Desarrollo Económico, Ricardo Plata.

En Barranquilla 455 empresas han sido autorizadas (hasta el momento), lo que significa que unos 5 mil trabajadores regresarán a sus puestos y podrán circular en la ciudad desde hoy.

Sin consumo

Teniendo en cuenta el Decreto 749 es importante destacar que los restaurantes, cafeterías y servicios de comidas dentro de otro tipo de establecimientos, incluyendo plazoletas de comidas en centros comerciales, podrán operar con servicio a domicilio y con ventas de sus productos para llevar. Eso significa que no se podrán consumir alimentos en estos lugares.

El alcalde Jaime Pumarejo ha dejado claro que no todos los sitios mencionados van a reabrir inmediato, ya que cada negocio deberá inscribirse y recibir el visto bueno de la Secretaría de Desarrollo Económico para asegurar que cuando comiencen a trabajar, no les toque cerrar nuevamente.

“Que abrir no signifique mandar a gente al hospital porque abrimos de manera apresurada; entonces, a partir del lunes empezamos poco a poco abrir la llave, pero vamos a hacerlo durante los meses de junio y julio”.

Sobre otros sectores productivos que no aparecen en el listado, el secretario de Desarrollo Económico aseguró que no significa que no se vayan a abrir, sino que se deberá verificar y tener en cuenta el avance de los contagios en el territorio.

Para conocer las urgencias y necesidades de las empresas, el alcalde Pumarejo ha estado en contacto con agremiaciones y federaciones de comerciantes.

Además ha verificado que los sitios de comercio que están próximos a su apertura cumplan con las medidas sanitarias requeridas.

“Estuvimos revisando los protocolos de bioseguridad de Mall Plaza, uno de los centros comerciales que se está preparando para abrir sus puertas con el cumplimiento del protocolo de bioseguridad con altos estándares”.

Las medidas en los sitios de comercio deben incluir desinfección de manos, uso de tapabocas, toma de temperatura, medición del aforo en tiempo real en el centro comercial y en cada una de las tiendas.

El Mall Plaza, además, llevará un registro de clientes. Se espera que empiece a funcionar con el 80% de los locales.

“Estamos preparados con los protocolos. Lo que queremos es reactivar rápido la economía, pero vamos paso a paso. Todo lo que estamos revisando es para poder darle tranquilidad a toda la gente de Barranquilla para que sepan que su estancia en el centro comercial será segura”, dijo Juan Manuel Rengifo, gerente de Mall Plaza.

Incertidumbre

Aunque para algunos empresarios y comerciantes la idea de abrir nuevamente las puertas es un alivio económico, para otros genera incertidumbre.

Ese es el caso de Alexander Salcedo, subgerente de una lavandería, quien aseguró que las condiciones financieras no están dadas para abrir al público.

“Abrir con un escaso flujo de clientes y exponer a los trabajadores no es del todo seguro, creo que debemos ser más cautelosos, de todos modos esperaremos a que la Alcaldía nos avale el protocolo”, dijo Salcedo.

La biblioteca Piloto del Caribe tampoco abrirá este lunes, pues dependen de la autorización de la administración distrital. Como fecha tentativa para abrir al público tienen el 16 de junio próximo.

En el caso de las peluquerías, como las del estilista Jorge Centeno, ya han venido anunciando, desde hace unos días, su reapertura.

Según Centeno, volver al ruedo significa “un reto y una gran expectativa”, teniendo en cuenta que su forma de atención cambiará radicalmente.

“El aforo se redujo y hay servicios que no se podrán prestar, como el de maquillaje, y eso significa una reducción de ingresos. Esto preocupa porque son varios meses acumulando compromisos económicos”, agregó Centeno.

Sanciones

Las personas que sean sorprendidas desobedeciendo esta disposición serán amonestadas en los términos del artículo 174 del Código Nacional de Seguridad y Convivencia Ciudadana y conducidas a su lugar de residencia por las autoridades de Policía, sin perjuicio de las posibles sanciones por comportamientos contrarios a la convivencia y violación a las medidas sanitarias de conformidad al Código Penal.

Los trabajadores independientes e informales, además del call center 0354010499, ahora pueden registrarse en línea de manera fácil para que, gradualmente, puedan retomar sus actividades. La validación de datos puede tardar 48 horas.

El comercio cayó 

La Oficina de Estudios Económicos del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, en el documento “Proyecciones e impacto en Colombia de la COVID-19” de fecha 27 de mayo de 2020, indicó que  en marzo el comercio al por menor cayó en 4,8% y se estima que para el final del año la contracción del sector esté entre el 2% y 3%. Luego de crecer en un 6,5% en 2019.

En cuanto a las ventas industriales, Mincomercio informó que si bien estas crecieron 4,5% en enero y 3,4% en febrero, en marzo cayeron en un 8,2%.

En el sector de los restaurantes se estima que los efectos de la crisis sanitaria generarán una contracción en promedio del 37% en el año en esta actividad, con caídas mayores al 60% entre los meses de junio y octubre.

Apertura de actividades y servicios

De acuerdo con los lineamientos establecidos por el Gobierno Nacional , a través del Ministerio de Salud y el Ministerio del Interior, en Barranquilla empezarán a funcionar los siguientes sectores y actividades de comercio.

1 La remodelación en inmuebles. Aunque el decreto hace la salvedad que se prohíben las reparaciones o mejoras no esenciales en viviendas.

2 El servicio de limpieza y aseo doméstico.

3 Servicio de lavandería.

4 Comercio al por mayor y al por menor, incluido el funcionamiento de centros comerciales y actividades inmobiliarias.

5 Museos y bibliotecas.

6 Laboratorios prácticos y de investigación de las instituciones de educación superior.

7 Actividades profesionales, técnicas y de servicios en general.

8 Servicios de peluquería, incluidas las que prestan servicios en veterinarias.

Categories:

Tags:

Comments are closed